Jornada 01 Destino final (35)


El cabo miró a su alrededor tratando de encontrar la manera de cumplir las órdenes recibidas y se mostró sorprendido al ver un rostro conocido. Salió a la carrera a interceptarle.

-Manu, ¿qué coño haces aquí? –Preguntó al soldado Mesquida, el zapador que se había encargado de abrir la nueva puerta en la Torre del homenaje del castillo de Bellver.

-Obedeciendo órdenes –le dijo a modo de explicación- ¿Y tú Joan? Te hacía en la Península viviendo la buena vida.

-Ahí estaba, hasta que algo o alguien ha mandado llamar a la isla al general. Y yo detrás como su perrito faldero. A ver, ¿qué está pasando?

-A mí no me mires. Yo no sé nada.

-Venga, venga, algo sabrás.

Anuncios

Deja un comentario

Aún no hay comentarios.

Comments RSS TrackBack Identifier URI

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s