Jornada 7. De policías y militares (57)


Habían cumplido con su misión pero… ¿y ahora qué? Aquellos zombis eran un peligro. Mientras Alex vigilaba y disparaba de vez en cuando entre los árboles a los zombis que se acercaban el sargento volvía por el camino que habían cogido antes. La zona se estaba llenando de muertos vivientes y debían retroceder antes de ser rodeados.

-¿Y ahora qué? –Preguntó el sargento mientras conducía el vehículo.

-Debemos salvar a los supervivientes como sea –dijo Alex girando la ametralladora circularmente- Debemos pedir ayuda al ejército para que limpie la zona.

-Puedes esperar sentado –dijo el sargento- Ya has visto lo que ha hecho Bonet cuando las cosas se han puesto feas.

-Deberemos ofrecerles un objetivo para que vengan –dijo Alex disparando otra ráfaga.

-Pues como no llames a Ibáñez para decirle dónde estamos me parece a mí que… -el sargento se quedó en silencio- No, no has escuchado lo que he dicho.

-Sí, lo he escuchado –dijo Alex- Y podría funcionar. Claro que no podemos llamarle directamente… debemos ser sutiles… Hacerle creer que le estaremos esperando sentados.

-Vázquez –dijo de repente el sargento- Si alguien puede convencer a Ibáñez de que venga es él. Y con suerte mandará también tropas de aquí al lado.

Alex sintonizó de nuevo la radio y se puso a hablar a través de la misma.

Anuncios

Deja un comentario

Aún no hay comentarios.

Comments RSS TrackBack Identifier URI

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s